Temporal

Publicado: 15/09/2014 05:19 por Victor Lemes en sin tema
20140915051951-back-to-the-future-5.jpg

"Al lugar donde has sido feliz no debieras tratar de volver". Eso dice Joaquín Sabina en una canción (https://www.youtube.com/watch?v=tm4SOOQUTEg) y fue una frase que desde que la oí me dejó un sabor agridulce, no sabía si la entendía, si estaba de acuerdo, o si no. Con el tiempo uno analiza, y las vivencias propias van dando respuestas a lo que desconocíamos. Probablemente a simple vista la frase genere confusión: "¿Cómo no voy a querer ir a un sitio donde fui feliz?". La felicidad es el objetivo y la meta de todos, no creo que sea muy arriesgado afirmar esta sentencia. Nadie quiere ser infeliz, nadie quiere vivir llorando. Todos aspiramos a reír. Desde bebés el llanto es algo inherente que se veía como lo normal; lo extraordinario, lo emocionante, lo que hacía que los padres se dieran la mano orgullosos y felices, era cuando el bebé soltaba una carcajada, o movía las comisuras. Llorar estaba en el pack. Reír era la hazaña. Por tanto, ¿Cómo no va a querer uno volver a un lugar donde rió? 

Creo que es por el miedo a no volver a sonreír, a que no sea igual, porque nada se conserva siempre igual. Todo caduca. No acaba, caduca. Se puede seguir consumiendo, claro, pero no sabe igual e incluso puede ser perjudicial y generar malestar. Salmonelosis en el alma sin almax que la cure. Todo es Temporal, incluso las tormentas pasan, de ahí que cuando pasan se diga que ya pasó el fuerte Temporal. Los Temporales son Temporales, como la mayoría de los trabajos en este país, como las ETT, como el deterioro de una piel o de un hueso; hueso Temporal, al lado del occipital, y es ahí, según los neurólogos, donde, casualmente, se almacena la memoria de lo vivido, la memoria a largo plazo, justo ahí, en el Lóbulo Temporal.

Y es por eso, por el Temporal y por lo Temporal, que al lugar donde has sido feliz no debieras tratar de volver, porque tu jurisdicción ahora mismo es Hoy y hasta Mañana, porque aquella felicidad ya no es tuya sino de quien la hizo caduca y no perenne, que tal vez hayas sido tú mismo, el que fuiste, el perecedero. Y si no solo fuiste feliz sino infeliz, Sabina y Juan Rulfo te van a recomendar lo mismo, aunque cada cual es libre y kamikaze de retar a lo transitorio con el lóbulo Temporal floreado o la frente marchita.

Comentarios  Ir a formulario



No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.