El Centro de Iniciativas de La Caja de Canarias se convertirá en estudio de grabación el próximo 19 de septiembre cuando el grancanario Víctor Lemes se suba a él para grabar, en directo, su concierto y lo convierta en su tercer trabajo discográfico.

“Está Feo que yo lo diga” será el título que lleve este disco el cual contará, entre otras voces, con el apoyo en postproducción de Kiko Veneno, sin que ello reste ni un ápice de la frescura de un directo de estas características, como se puso de manifiesto en ‘Caja Negra’, el segundo trabajo del cantautor grancanario.

Lemas inició su carrera musical hace ya quince años por culpa de un accidente que le mantuvo inmovilizado durante meses y le dio tiempo para pensar en cómo sería un futuro vinculado con el mundo de la música. Se inició ahí una trayectoria creativa que se ha caracterizado por abordar temas que muchos consideran como políticamente incorrectas, pero básicamente porque no todo el mundo se atreve a abordarlos, según reconoce el artista.

La decisión de Lemes de repetir la experiencia de grabar un concierto en directo y llevarlo a posproducción lo menos posible, sólo para incorporar algunas voces de músicos colaboradores, le permite que sus discos “suenen lo más fidedignos posible a sus directos y que en ellos se queden registradas las reacciones, interacciones y risas del público asistente” aclara el músico grancanario.

Con motivo de una anterior promoción discográfica, Víctor Lemes señalaba que “por etimología los cantautores somos cualquier persona que escriba y componga sus canciones, lo que pasa es que esa etiqueta siempre ha estado vinculada al cantante triste que se sienta en un taburete con una guitarra y canta sus desamores. Confieso que yo también empecé así, incluso me auto forzaba a hacer canción protesta, porque era lo que dictaba mi etiqueta; pero me aburría. Así que ahora he conseguido divertirme con lo que compongo”

Para Lemes, se puede decir, protestar, llorar y demás sin tener que seguir el manual de el cantautor cansino, “le canto al amor, al desamor, a la infidelidad, a anécdotas sentimentales e incluso a la mierda de actualidad en la que estamos sumidos, pero nunca con afán de cortar venas sino más bien todo lo contrario. Intento que el que sufre el desamor se ría de su miseria con alguna de las letras, y que la crisis económica financiera mundial por ejemplo no nos hunda, sino que nos dé qué pensar y reflexionar; siempre con bastante ironía, sarcasmo picante en las canciones”.

http://elnortehoy.com/victor-lemes-convertira-en-disco-su-proximo-directo-en-el-centro-de-iniciativas-de-la-caja-de-canarias/

Comentarios  Ir a formulario



No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.